viernes, 15 de febrero de 2013

Expulsiones. y 7





Las sombras son parte de él 
pero proyectarán la negación. 
¿Cómo desproveerse de sus máscaras 
y aceptar la propia desnudez? 
El único camino lo tiene señalado.
Solo le falta decisión y saber elegirlo.


jueves, 14 de febrero de 2013

Expulsiones. 6




Si teme solamente la caída que llega desde fuera 
no advertirá el derrumbe que sufre dentro de sí. 
Su encogimiento reflejo es también 
la debilidad que no ha sabido expulsar. 
El cuerpo no se protege con el cuerpo 
si no hay otro mundo que le nutra
desde lo más hondo de sus vísceras.



martes, 12 de febrero de 2013

Expulsiones. 5



¿Instinto de protección o inercia?
¿Modo de ser o concentración?
¿Confusión o decisión contenida?
¿Espera tensa o prospección?
Todo implica una dinámica alterna:
el efecto siguiente es el inicial
de otro más próximo y éste de otro más.
Nada hay acabado en el ser.


lunes, 11 de febrero de 2013

Expulsiones. 4





Pero no basta con su indocilidad.
Permanecer en la distancia recibiendo los golpes
no conduce a nada.
O tal vez no sepan hacer otra cosa:
Estar ahí como metamorfosis del lamento.
Ser la víctima que atraiga los fracasos
y la rebeldía estéril de otros seres.


sábado, 9 de febrero de 2013

Expulsiones. 3





De ahí su resistencia. No saber
si serán aceptados o si deberán imponerse
como la nueva revelación.
Dudar entre el aprendizaje
que les haga uno más entre todos
o mostrar el lado oscuro:
su queja permanente.


viernes, 8 de febrero de 2013

Expulsiones. 2




Fue aquel origen el que marcó su gesto.
Al ser arrojados perdieron la noción anterior.
Entre sus convulsiones una vaga sensación
de que pudieron estar llamados a otra posibilidad.
Nadie recuerda. Nadie tiene certezas.
Invocan por instinto de adaptación
un subterfugio que llaman memoria.



jueves, 7 de febrero de 2013

Expulsiones






El dolor de la expulsión. 
Aquello que los seres se explican como condena.
Lo que constituye una manera de instalarse 
en lo que fue dado en llamar vida.


martes, 25 de diciembre de 2012

vuelta a empezar






No tienen fin. Cree el trazo haber llegado a su destino pero le espera un recomenzar. Hay tantos signos por ser trazados…Muchos pertenecen al pasado, adquiriendo una forma. Otros se quedaron por el camino, como una cantera a medio explotar. Los trazos saben que los tiempos se precipitan y que el resultado final de las obras de los hombres les impone caos y les exige renacer. No son procesos breves ni siquiera su trabajo es el mismo porque las condiciones para el trazo se replantean constantemente. Tampoco les importa que los desdichados humanos no les reconozcan como tales y solo permanezcan absortos ante el objetivo logrado. Tan efímero la mayor parte de las veces. Las palabras también enmohecen, se caen de los vocabularios de los personajes del guión y hay que reinventarlas. Para ese objetivo están ellos. Sin nosotros el mundo de lo que quieren que sea los hombres no existiría, piensan ufanos y no exentos de razón los trazos.


lunes, 24 de diciembre de 2012

definiciones





¿Acaso los trazos no son sino el oxígeno que nutre a los signos? Más, es también la arquitectura del signo. La dialéctica olvidada. Cuando los signos adquieren categoría propia  -señales, letras, símbolos, dibujos-  el trazo permanece en la penumbra de su pasado.  La definición de los signos es, en realidad, el triunfo del trazo. 


domingo, 23 de diciembre de 2012

convulsión del trazo




Ese punto en que parecen disociarse trazo y mano. En que ambos se sienten tan inseguros como huérfanos. La convulsión que les agita y les cuestiona. Cuando el dardo mortal quisiera herir para siempre el vínculo que les hace deberse mutuamente.El punto de inflexión en que la mano declama el signo que va definiéndose sin presura.


viernes, 21 de diciembre de 2012

caídas





No les importa la caída porque cuanto más cerca del suelo se encuentran con más claridad ven la materia de la que está formada la tierra. Y no son sus designios que floten entre las nubes ni que escalen montañas. Y sus intenciones no les conducen a pacer en los prados ni a revestir de escamas los seres de las aguas ni a construir con cal las rocas más profundas. Y sus aspiraciones distan de tomar el relevo de cuantos seres habitan la extensión. Ellos han nacido para concretar sueños y traspasar las fronteras de los mundos imposibles. Ellos han llegado para compensar la impotencia de los hombres.



jueves, 20 de diciembre de 2012

los opuestos






El trazo aparenta escudo pero también es ariete. Es barro pero también metal. Es aldea y se refunda en ciudad. Es descampado pero se constituye en fortaleza. Es armonía pero también perturbación. Es arranque mas también llegada. Es merma y llega a crecer. Es insinuación y sin embargo se revela como desenlace.




miércoles, 19 de diciembre de 2012

directa






No puedes detener la flecha del destino. Si va dirigida a ti no podrás pararla jamás.



martes, 18 de diciembre de 2012

deducciones





Lo más liviano pesa. Lo oblicuo llega de plano. Lo que parece desviarse encuentra la dirección. Lo que se demora se asienta. Lo que se curva afina su tensión. Lo aparentemente frágil es fuerte. Lo que es búsqueda configura el hallazgo. Lo que se encuentra da sentido. Tras el sentido nació el trazo. El trazo le devuelve la emoción.


domingo, 16 de diciembre de 2012

avances y retrocesos



¿Por qué ese camino sinuoso? La propia fragilidad, ¿es propiedad del sentimiento? ¿Es el naufragio de la idea? ¿Se trata de la oscuridad de concepto? ¿Es la expresión no fraguada? Los trazos se confunden unos a otros. Son traviesos, se desplazan entre sí, se cargan de cólera, se vacían de paciencia. Unas veces avanzan, otras se detienen. Toda parada ¿es retroceso?



sábado, 15 de diciembre de 2012

la busca del signo



Cuando el trazo comienza a convertirse en signo. Como balbuceo que no sabe expresar todavía una imagen que empieza a adquirir forma dentro de él. Cuando el sentimiento de la idea pesa aún más que la racionalidad. Y las geometrías desconocen si es el principio o el fin, porque sus perfiles se muestran ilimitados. Pero imprecisos.


viernes, 14 de diciembre de 2012

construcción





Creciendo sobre sí mismo. Todo crecimiento tiene algo de posesión. Pero mucho de abandono. El trazo conoce en la medida en que avanza. Deja atrás la inercia de la nada para edificar una conciencia del vacío. A esa conciencia se le llamará en algún momento expresión. El trazo se afianza exclusivamente en cada paso, porque él es construcción. Causa tras causa.



jueves, 13 de diciembre de 2012

certidumbre





Nadie sabe con certeza si el trazo tiene clara desde el principio una dirección. El trazo es el instante. El trazo se configura solo a sí mismo. Es como un latido o una pulsación. El trazo es esencia. Lo que vaya a generar con su propia sucesión de ejercicios es siempre sorpresa. Pero, ¿no habrá acaso una llamada oculta que le conduce a descubrir un mundo? 



sábado, 8 de diciembre de 2012

la dispersión del trazo





Nacimiento disperso. Como caballos salvajes, los trazos cabalgan desatados. Quieren hablar, pero apenas dicen. Tienen ya un sentido, pero casi no pergeñan una forma. O su expresión fatídica es ésa: mantenerse desbocados. Ignoran qué destino les espera. Ni el jinete solitario ni el auriga servidor han nacido todavía. La mano -la sombra- se mueve en nebulosa. Probando una y otra vez. Hablando lenguajes que no se nombran llamados geometrías.




jueves, 6 de diciembre de 2012

el titubeo




Hay un instante que no conoce tiempo en que se da el titubeo. Arrancar desde la soledad de lo efímero para pretender prolongar su mano. El trazo ignora qué largo va a acabar siendo. Es el valor de lo elemental en apariencia. La belleza de los impulsos que la naturaleza desconocía poseer en su interior. La estética de las manifestaciones que solo advierten los minerales, el viento y las corrientes subterráneas. Todo está allí dentro. No todo espera y su emersión es cuestión de azar.



martes, 4 de diciembre de 2012

la presencia del trazo





Pero las sombras palidecen ante su aparición. Lo hace como alimaña que salta a detener a otra bestia. Es callado el trazo. Se deja disolver por la espuma de las olas. Se oculta entre los hierbajos. Se humedece con el flujo ahíto de cal que construye las cavernas. Se desplaza entre caminos que jamás serán recorridos en sentido inverso. Se incrusta en las osamentas de los animales muertos. Insiste una y otra vez en imponer su presencia.



lunes, 3 de diciembre de 2012

el trazo





Cómo saber si el primer trazo fue sobre la arena de una playa, bajo la hojarasca de la sabana o en la caliza de la roca oculta. Cómo distinguir el sinuoso camino que ha recorrido cada señal con sentido de hombre. Cómo interpretar las vidas que dibujaron signos silenciosos que fueron aprendiendo de sí mismos. Acaso preguntando a las sombras.


viernes, 14 de septiembre de 2012

jueves, 13 de septiembre de 2012

Pulsos, 7



Apenas es el inicio de los tanteos. Voces que se expanden por espacios que pueden alcanzar turbulencias. Personalidades fuertes y caracteres pusilánimes se pondrán a prueba. Un eco que se creía lejano rebota y se aproxima. Una garganta invisible pregunta: y tú, ¿dónde estás?


miércoles, 12 de septiembre de 2012

Pulsos, 6




Si se pudiera mantener el equilibrio. Si fuera posible contener el asalto. Si la luz se apartara a su vez del vacío.




martes, 11 de septiembre de 2012

Pulsos, 5




Los aprendices de demiurgo pugnan por taponar cualquier resquicio a través del cual la luz se manifieste. ¿Se avecina un retorno a las tinieblas?




lunes, 10 de septiembre de 2012

Pulsos, 4




En la medida que se aleja la oscuridad, ¿es la luz lo que se advierte al fondo o el reflejo de la masa sobre el vacío?


domingo, 9 de septiembre de 2012

Pulsos, 3




En la pugna por imponerse, ¿no subyace la urgencia de crecer sobre sí mismos? Juego de cesiones y concesiones de imprevisto final.


viernes, 7 de septiembre de 2012

Pulsos. 2




Atracción y rechazo. Acción y reacción. Masa y vacío. Pulsos que nacen de la duda, ¿o es de la necesidad?



jueves, 6 de septiembre de 2012

Pulsos




 
Entre la luz y la oscuridad, solo el parpadeo.



 

viernes, 15 de junio de 2012

revelaciones, y 13




- Sombra, todo fue ausencia tras tu partida. Nada estuvo de nuevo habitado como antes. 

-  Nada es ausencia. Sentirse solos no es estar solos. Tal vez pienso así porque donde estoy he dejado de ser una sombra.





jueves, 14 de junio de 2012

revelaciones, 12




Pero nada transcurre imperceptible del todo. La quietud de los días no ignora el vuelo de las aves. No es el lugar donde se ponen los pies el que decide. No son las figuras que se mueven alrededor las que convierten en definitivas nuestras vidas. Mientras, el territorio que de verdad nos hace, donde las sombras y las luces se disuelven, va adquiriendo un rostro renovado. Ese espacio irremplazable nunca es alcanzado por otros individuos. Sigue siendo la sorpresa que incentiva los pasos del encuentro al que uno se ve abocado.




miércoles, 13 de junio de 2012

revelaciones, 11




No enmudecen las viejas sombras:

Donde tú llegaste nosotras no llegamos. Lo que tú conociste nosotras ignoramos. Lo que quisimos evitar resultó también nuestra condena. No podríamos ahora exigirte nada, sino que admitas nuestras equivocaciones. Siquiera para que nuestros días no sean más tenebrosos. Siquiera para que alguno de tus destellos nos tranquilicen.




martes, 12 de junio de 2012

revelaciones, 10




No calla la sombra:

¿Cómo se miden los aciertos, sino por el resultado de cuanto proyectas? ¿Con qué imagen quedarse? ¿Con la que aún se emite desde el pasado o con la nueva que recreas? ¿Hay espacio para ser la sombra de cada experiencia? ¿Hay capacidad de luz suficiente para abrigar lo que se abandona y a la vez lo que se toma, aun sin conocer bien sus contornos?



lunes, 11 de junio de 2012

revelaciones, 9



- Sombra, tuviste suerte, simplemente. No hubo más. Quien te halló era noble. Y su presencia conjuraba el recuerdo que te atormentaba.

- Yo le esperé y no hubo límite. Yo le estimé y él supo ser consecuente. Yo le nombré y él abandonó todos los nombres para pronunciar el mío.




domingo, 10 de junio de 2012

revelaciones, 8



Y dice más:

Fue aquella tormenta, la que destruyó tantas vidas y alteró dramáticamente otras muchas, la que se manifestó bondadosa conmigo. Nunca se sabe desde dónde llega otro clima benévolo. Ni qué hace uno para merecerlo. Esto me hizo pensar siempre en quienes no tuvieron las opciones que yo tuve.


sábado, 9 de junio de 2012

revelaciones, 7


 

Dice la sombra fugitiva:

Los nombres se rompen. A unas llamadas les suceden otras. La rueda se desplaza sobre distintos firmes. Su crujido parte los silencios, pero también alimenta esperanzas. Yo huí de lo que no podía recuperar.



viernes, 8 de junio de 2012

revelaciones, 6



Romper con la costumbre, romper con lo impuesto. Aquello que eras tú pero no acababa de ser tú. El precio por querer algo más. Todo lo que no cambia, enmohece. Todo lo que no mantiene calor, se apaga. ¿Lo hubieras comprendido por ti misma? El azar habla muchas veces con ruidosos nombres. Somos la rueda; también el camino que transitamos.


miércoles, 6 de junio de 2012

revelaciones, 5







Hablan otras sombras:

Te fuiste y nos dejaste a la intemperie. Dijiste que ibas tras el amor. Todas sabemos que no hay una sola razón cuando una sombra se mueve. Te dejamos ir, aun sabiendo de tu desgarro. Desde entonces flotas entre tus dos rostros que, desconcertados, miran dentro de ti misma.




martes, 5 de junio de 2012

revelaciones, 4




Habla la sombra advenediza:

Antes he sonreído y hasta me he carcajeado, era mi estado natural. Antes he sentido la tristeza, era mi modo accidental. Pero jamás había percibido esto que algunos llamáis melancolía. Sentir que estoy y no estoy bajo el mismo cielo.


sábado, 2 de junio de 2012

revelaciones, 3




Pero no debes temer. La luz que uno trae se desarraiga. Pero vuelve a prender allí donde se asienta. No importa si antes no has pisado este suelo. Ni si las miradas que te encuentras por doquier las ves aún frías. La claridad que bulle dentro de ti también se manifiesta. Poco a poco, otras sombras percibirán la bondad de tu origen. Sin que ni ellas ni tú apenas os deis cuenta os rozareis. La sonrisa de la sombra también existe, ¿no lo sabes?



miércoles, 30 de mayo de 2012

revelaciones, 2



- Sombra, ¿no te parece suficientemente amable nuestra luz?

- Es tan diferente de aquella de donde yo vengo…Me cuesta hacerme a vuestros días y me siento perdida del todo en vuestras noches.


martes, 29 de mayo de 2012

Revelaciones




- Sombra, ¿de dónde vienes?

- Del territorio donde la luz aún es acogedora.




jueves, 9 de febrero de 2012

marcado, y 10



Nada queda de la antigua pesadumbre en su rostro. La mirada es limpia y la piel se distiende. Los ojos miran lejos y la sonrisa abre las puertas de otro mundo. Al individuo que le pregunta por sus marcas, él se las ofrece con bondad.

miércoles, 8 de febrero de 2012

marcados, 9



La sospecha de que su vida era única. De que rompía el molde. Las marcas le concedían la posibilidad de ser como ellas. Ser como ellas suponía elegir. Las cedió todo su territorio. Se dejó poseer. Pactó con ellas en silencio una simbiosis. El valor de la libertad. El sentido que le apartaba de la grey.    



lunes, 6 de febrero de 2012

marcados, 8



¿Sería aquel el precio del crecimiento?, llegó a ocurrírsele, hundido en la confusión. Se suponía que el hombre que construía aquellos seres idénticos a él los hacía definitivos. Seres conclusos, matizados de la misma manera, todos de una pieza. Pero aquellas marcas le distinguían de los demás. Y con el horror inicial a lo diferente nació en él la sospecha.


domingo, 5 de febrero de 2012

marcado, 7



A medida que él crecía, la marca se multiplicaba. Si él se entristecía, ella encogía su silueta. Si él reía, ella se expansionaba. Si él hacía muecas, ella no paraba de danzar. Si él encogía el entrecejo, la marca amenazaba con sustituirlo con su vuelo exuberante.


sábado, 4 de febrero de 2012

marcado, 6



En su perplejidad, él meditó: si solo me ha tocado el artesano que me ha hecho, ¿cómo puede crecer esta señal inquieta? Pensó en la impureza de su creador, pensó en un descuido, pensó en que él mismo se hubiera lanzado al mundo de los vivos antes de ser terminado. Aquella huella dibujada sobre su piel no se detenía, confundiéndole aún más.


miércoles, 1 de febrero de 2012

marcados, 5



Aquella marca no permanecía inmóvil. Si movía un perfil le adornaba el carrillo. Si alzaba el frente de la cara se apoderaba de su barbilla. Quién eres. De dónde provienes, inquirió a la marca, rompiendo su hieratismo. Pero ésta se rió de él y siguió revoloteando sin permiso por cada palmo de su piel.


lunes, 30 de enero de 2012

marcado, 4


Pero la inercia limpió la pátina que ocultaba el origen del destino. No por eso su mirada dejaba de ser interior. Se adivinaba un tercer punto cabalgándole el entrecejo. Tal vez se tratara de la impronta de un viejo hacedor que equivocó su obra.